Arrendamiento de capital

El arrendamiento de capital no es más que una solución alternativa al endeudamiento.

También conocido como Arrendamiento Financiero o Arrendamiento Completo, es un acuerdo entre dos partes (Arrendador y Arrendatario) mediante el cual el arrendador compra el activo y transfiere en gran parte todos los derechos, riesgos y recompensas al arrendatario contra un alquiler fijo periódico.

En otras palabras, un arrendamiento de capital es un arrendamiento no cancelable a largo plazo. Es más una disposición de fondos en lugar de un contrato de arrendamiento.

En situaciones distintas al arrendamiento, una empresa necesita financiar sus activos ya sea a través de préstamos o de su propio capital.

Pero, si una empresa tiene un capital limitado que no es suficiente para comprar un activo, tendrá que recurrir a un préstamo u otra opción, como el arrendamiento.

La diferencia básica entre pedir prestado y arrendar es de tipo “propiedad”.

En los préstamos, la propiedad se transfiere inicialmente y en este último, la propiedad se transfiere al final del plazo del arrendamiento, si así se acuerda (el término generalmente es la vida del activo).

Para un arrendador, el arrendamiento financiero no es más que la utilización de su dinero. En esencia, él financia el activo y gana el interés sobre su dinero.

El arrendador no tiene ningún interés en el activo ya que el activo es elegido por el arrendatario para su uso económico.

Los activos como aviones, vagones de ferrocarril, terrenos, edificios, maquinaria pesada, grupos electrógenos diesel, barcos, autos, etc. se compran bajo un arrendamiento financiero.

De hecho, uno de los arrendamientos más utilizables es el leasing auto, de esta forma es posible hacerse de una flotilla de autos sin tener que invertir tanto capital al inicio.

Los activos más pequeños se financian mediante un arrendamiento operativo, que es diferente del arrendamiento financiero.

Características de un arrendamiento de capital

  • Propiedad: En un arrendamiento de capital, la propiedad se transfiere al arrendatario al final del período de arrendamiento. Se puede transferir con o sin una fusión o cantidad residual como se menciona en el contrato de arrendamiento financiero.
  • El plazo del arrendamiento: El plazo de un arrendamiento de capital se extiende a lo largo de la vida económica de un activo.
  • Alquiler mensual: Los alquileres o pagos mensuales de arrendamiento son los pagos mensuales equivalentes que el arrendatario paga al arrendador. En el alquiler de arrendamiento, el arrendador cubre la inversión realizada, el interés en la misma, las reparaciones y el mantenimiento y los beneficios.
  • Activo: El arrendador no tiene nada que ver con el activo. Como él es simplemente un financiero para el activo, el activo se compra por la elección del arrendatario que es el último usuario económico de la misma.
  • Tiempo de procesamiento y cuota: A diferencia de un préstamo, no hay una tarifa de procesamiento por el arrendamiento y el tiempo de procesamiento también es bastante menor en comparación con un préstamo.
  • Dinero de margen: En un préstamo, el comprador del equipo debe invertir el margen de dinero, pero en el caso del arrendamiento, el arrendatario no tiene que pagar ningún margen y se puede financiar una cantidad total del equipo aquí.
  • Seguridad colateral: No existe tal requisito de seguridad colateral en el caso de un arrendamiento que es imprescindible cuando se toma un préstamo grande de cualquier banco o institución.

Hay algunos criterios para las clasificaciones de arrendamiento de capital. Si no se cumplen estos criterios, se clasifica como arrendamiento operativo.

Encuentra más información en Unifin.com.mx